11 de marzo de 2014

Consejos sobre fotografía



Ante las reiteradas peticiones que hemos recibido por parte de muchos amigos del blog, nos hemos aventurado a hacer este post en el que comentamos a grandes rasgos el proceso que seguimos para hacer nuestras fotos. En cualquier caso, hemos de confesar que no somos profesionales de la fotografía, que hemos aprendido por nuestra cuenta y cometemos errores. De todas formas, nos sentimos muy satisfechos al observar la evolución de nuestras fotografías, pero todavía lo estaremos más si, a través de este blog, podemos ayudar a alguien a mejorar su modo de elaborar y procesar las imágenes para sus posts o cualesquiera otros eventos. Sería interesante generar una dinámica de intercambio de información, opiniones o sugerencias que nos permitiese a todos (incluidos nosotros) aprender más sobre fotografía gastronómica o de otro tipo.

En este caso, Olimpia, dueña y señora de los destinos del blog, ha hecho recaer sobre mi persona la responsabilidad de elaborar este post sobre consejos básicos de fotografía. Para ello, he pensado proponeros un decálogo de aspectos de interés a tener en cuenta cuando planeamos una fotografía:

  1. ¿Qué cámara utilizar?  En principio, cualquier cámara puede servir para nuestro propósito. Una buena cámara compacta nos puede servir para obtener muy buenas fotos si jugamos adecuadamente con aquellas opciones de las que dispone y además utilizamos una buena iluminación. Pero obviamente, la versatilidad que nos permite una cámara réflex nos brinda unas posibilidades de las que carece una cámara compacta. Por ello, os recomendamos invertir en una buena cámara de este tipo.
     Foto tomada con cámara compacta Canon PowerShot A590 IS                    Foto tomada con cámara réflex Canon EOS 650D

Foto tomada con cámara compacta Canon PowerShot A590 IS                    Foto tomada con cámara réflex Canon EOS 650D

  1. No utilices el modo automático:  En muchas ocasiones y para no complicarnos la vida, ponemos la cámara en modo automático para que ella se ocupe de todo. Con ello desperdiciamos toda la potencia de la cámara y nuestra propia creatividad. Es muy conveniente leerse el manual de instrucciones y aprender a usar los modos semiautomático y manual. Saber exponer bien una foto implica aprender a controlar "el triángulo amoroso" formado por la apertura de diafragma, la velocidad de obturación y la ISO. Esta terminología puede parecer chino (a mí me lo parecía), pero es vital entenderla para hacer buenas fotografías. A mí me supuso horas y horas vagando por casa y haciendo fotos absurdas para entender y controlar estos conceptos, lo que básicamente implica controlar la luz que entra en tu cámara.
  2. Un buen trípode: Es fundamental a la hora de hacer fotos gastronómicas, ya que permite aprovechar al máximo la luz de la escena y evita que las fotos salgan movidas o desenfocadas. Nosotros compramos uno en eBay por un precio moderado, ya que los mejores son carísimos. Es un poco engorroso de utilizar, aunque al final te acostumbras y lo agradeces.
  3. Un buen objetivo: Si disponemos de una cámara réflex, podemos comprar multitud de accesorios que nos permitirán mejorar nuestras fotos. La calidad de nuestras fotos viene determinada por dos factores fundamentales: la calidad del sensor de la cámara (gama alta supone mejor sensor y mayor precio) y la lente u objetivo que utilicemos. Normalmente, al comprar una cámara réflex suele venir de regalo un objetivo de no muy buena calidad, lo cual se nota en las imágenes que capturamos. Si queremos un muy buen objetivo, con toda probabilidad nos costará más que la propia cámara. Sin embargo, hay alternativas decentes a las que nosotros hemos recurrido. La mejor calidad la proporcionan los objetivos de focal fija, es decir, aquellos que no tienen zoom, por lo que si quieres tomar una foto desde más cerca o desde más lejos, eres tú el que tiene que desplazarse y moverse. Nosotros hemos comprado un objetivo Canon de 50mm 1.8, que cuesta entre 90 y 100 €, lo cual es muy barato para un objetivo. Sin embargo, hemos notado una gran diferencia en nuestras fotos. Aquellos que poseen Nikon tienen también un objetivo de similares características y a buen precio.
  4. Dispara siempre en formato RAW:  Habitualmente cuando tomamos una foto, nuestra cámara la guarda utilizando archivos con el formato JPEG. Sin embargo, deberíamos acostumbrarnos a emplear archivos en formato RAW. Al principio, yo quería conseguir esas fotos maravillosas que a veces se pueden ver en algunos blogs y que parecen tan alejadas de nuestras posibilidades. Lo intenté todo: cambiar la iluminación, variar la composición, hacer combinaciones con los distintos controles de la cámara... Y no había forma. Hasta que al final y, gracias al que yo creo mejor libro de edición fotográfica, entendí el potencial de usar RAW. Cabe decir que los archivos JPEG ocupan poco espacio, ya que desechan muchísima de la información captada por el sensor de la cámara, y además se pueden ver fácilmente en cualquier dispositivo (ordenador, móvil, mp4...). Por contra, los archivos RAW contienen toda la información del sensor, por lo que ocupan mucho más espacio, y deben ser procesados y editados por programas específicos para que puedan verse en cualquier dispositivo. Los mejores programas para editar archivos RAW son Lightroom y Adobe Camera Raw, sin embargo, tu cámara réflex siempre traerá algún programa sencillito que te permita manejarlos.
                    Foto tomada en RAW sin editar                                   Foto tomada en RAW editada con Adobe Camera RAW

Foto tomada en RAW sin editar                                   Foto tomada en RAW editada con Adobe Camera RAW

  1. Experimenta con la iluminación:  Aunque utilizando luz artificial se pueden obtener buenas imágenes, nosotros pensamos que la luz natural es mucho más favorecedora para la fotografía gastronómica y sobre todo más barata. Habitualmente colocamos el plato que queremos fotografiar cerca de una ventana cambiándolo de posición hasta que vemos que las fotos salen con una luz que nos gusta. También utilizamos reflectores y difusores para controlar la luz. Esto es algo muy sencillo y creativo: imaginad un trozo de espejo, o un panel forrado de papel de aluminio o lo que se os ocurra, y probad a reflejar la luz para iluminar la parte que os interese de la escena que vais a fotografiar. Y procurad tener el flash desconectado.
  2. Estudia la composición:  Es muy importante que veáis muchas fotos por la red para habituaros a colocar los elementos de manera que la foto sea bonita y guste visualmente. Podéis encontrar muchas imágenes no sólo en vuestros blogs habituales, sino también en plataformas como Flickr y Pinterest. Sobre todo, prestad atención a cómo combinan los colores, a la colocación de los platos, los mantelitos y otros elementos, a su posición, los espacios que hay entre los mismos... Sacad vuestras conclusiones e intentad aplicar lo mismo a vuestras fotografías.

Sin ánimo de aburriros más, sólo me resta ya comentaros que hay muchos otros aspectos importantes que contribuyen a definir vuestra foto final, pero sería prolijo detallarlos aquí. Mi experiencia personal fue un descubrimiento apasionado de la foto con tres momentos importantes:
  • Aprendizaje de los controles de mi cámara por ensayo y error
  • Gran emoción al descubrir por mí mismo el potencial de la medición puntual
  • Edición de fotografías en RAW (gracias a un buen libro que me ayudó muchísimo)
Me despido sin más, deseando que estos breves y humildes consejos os puedan aportar algo de luz a aquellos que tenéis interés en mejorar vuestras fotografías. Gustosamente atenderé cualquier pregunta que os surja y que esté en mi mano responderos, ya que yo también sigo aprendiendo e intentando mejorar en este apasionante mundo de la fotografía. 


20 comentarios:

  1. Muy útil este post! Gracias por compartir tus conocimientos y enseñarnos a todos un porquito más sobre fotografia :)

    Saludos!!

    ResponderEliminar
  2. Gracias por los consejos. No tenía ni idea de la diferencia entre JPEG y RAW y evidentemente tampoco de los programas para editar las RAW. Gracias por todo lo que nos enseñas.
    Un besito desde El Escondite Del Dulce.

    ResponderEliminar
  3. Son unos consejos maravillosos que pondré en practica, siempre uso el formato JPEG y sin duda probaré con Raw, a ver si soy capaz, gracias por la información.
    Besos.

    ResponderEliminar
  4. Muchas gracias Fidel por este tutorial!!! Besos a los dos

    ResponderEliminar
  5. Geniales los consejos, muchas gracias! Yo ando detrás de un libro para editar fotos en Raw, ¿cuál es el recomiendas? Muchas gracias!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Merece mucho la pena editar fotos en RAW. Dependiendo de la foto, la diferencia puede ser abismal. Aunque no hay una única manera de editar fotos, cada uno le da su toque artístico. La misma imagen editada por dos personas diferentes, puede cambiar muchísimo y ser fantástica en ambos casos. Un buen manual puede ayudar mucho a la hora de desenvolverse en estos menesteres. El libro que me ha ayudado muchísimo, que plantea un método de edición estupendo y que, en mi opinión, es relativamente sencillo de entender es "Fotografía de Alta Calidad" de José María Mellado. Nos explica como editar en RAW con Adobe Camera Raw y como manejar Photoshop CS6 desde el punto de vista de un fotógrafo. Merece la pena si dispones de Photoshop en tu ordenador. Un saludo.

      Eliminar
    2. Muchas gracias por el consejo, estaba mirando ese mismo! Invertiré en él, porque yo creo que es indispensable saber revelar en RAW.

      Gracias de nuevo

      Eliminar
  6. Muchas gracias por los consejos!!! Esté tipo de post siempre vienen genial.
    Un beso!

    ResponderEliminar
  7. adorei estas dicas, e realmente é notório a diferença com uma câmara reflex.

    beijinhos

    ResponderEliminar
  8. Qué buenos consejos !!!! La verdad qué cambian muchísimo las fotos con una cámara reflex , pero son carillas el año que viene le pido una a los reyes!!l je,je gracias por tanta información bss

    ResponderEliminar
  9. Interesantísimo post, para guardar cuidadosamente.
    Gracias por compartir.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  10. Un post muy interesante. Gracias por compartir :)
    besos

    ResponderEliminar
  11. Totalmente de acuerdo chicos. Yo también he aprendido solita y sacando miles de fotos. Y si de algo me he dado cuenta es de que la edición de la foto es muy pero que muy importante y se pueden corregir muchas cosas.
    Besos

    ResponderEliminar
  12. Hola! muchísimas gracias por toda la información y consejos, nos van venir genial, es interesantísimo! besis

    ResponderEliminar
  13. Muchas gracias, yo ando haciendo mis pinitos con mi cámara nueva en fotos de repostería. Es verdad que hay que ver muchas fotos y sobre todo práctica. Gracias por vuestros consejos. Un saludo.

    ResponderEliminar
  14. Gracias por los consejos!
    Lo comparto en fcbk.
    Bss
    Sara

    ResponderEliminar